El Colegio de España abrió oficialmente sus puertas en 1935, dentro del espléndido recinto de la Ciudad internacional universitaria de París, un lugar único en el mundo, que se extiende a lo largo del Boulevard Jourdan, y en el que se dan cita residencias universitarias pertenecientes a diferentes países del mundo entero. La Cité es un crisol de lenguas y de culturas.

El Colegio de España es un organismo dependiente del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte del Gobierno español que acoge, como ha hecho a lo largo de sus casi ochenta años de historia, a profesores, investigadores, estudiantes universitarios y artistas, que cursan sus estudios, elaboran sus tesis doctorales, llevan a cabo sus trabajos de investigación o ejercen sus actividades artísticas en alguno de los centros superiores de París. Además de esta labor de alojamiento, el Colegio desarrolla una intensa labor de difusión de la cultura y las artes españolas, a través de conferencias, coloquios, seminarios, proyecciones de películas con recitales y conciertos, así como numerosas exposiciones dedicadas a las artes plásticas.

Entre los antiguos y recientes residentes en el Colegio se encuentran algunos de los más significativos pensadores, escritores, científicos y artistas de los últimos ochenta años, que componen una galería histórica de un nivel difícilmente superable.

Actualmente, el Colegio de España es un lugar de encuentro para estudiosos y profesionales de múltiples disciplinas, de diferentes nacionalidades, desde filósofos a matemáticos, desde informáticos a historiadores, desde médicos a pianistas, ofreciendo todos ellos la oportunidad de establecer una convivencia intelectual llena de posibilidades, porque propicia el intercambio de conocimientos, criterios y experiencias vitales, con lo que se consigue un ambiente enriquecedor.